Cabalá

Conceptos Básicos
Introducción al Estudio de la Cabalá
Introducción para principiantes
Introducción para estudiantes avanzados
Pensamiento Cabalístico

Introducción

Hay tres distintas etapas en la historia de la revelación de la cabalá. Cada una representa una aproximación conceptual hacia la tradición cabalística. Cada etapa es identificada con una figura particular de la historia: Rabi Moisés Cordovero, también conocido como el Ramac; Rabi Itzjak Luria, popularmente llamada el santo Arí, y Rabi Israel, el Baal Shem Tov. Cada sistema de pensamiento sirvió para producir un adelanto en la evolución de la teoría de la cabalá, aportando nuevos y más iluminados marcos de trabajo, dentro de los cuales organizar la totalidad de la doctrina cabalística, existente en su tiempo.

Estas tres etapas, se corresponden con tres básicos y recurrentes conceptos que encontramos en la filosofía jasídica: hishtalshelut (evolución), hitlavshut (investirse) y hashraá (omnipresencia).

Ramac Hishtalshelut evolución
Arí Hitlavshut investirse
Baal Shem Tov Hashraá omnipresencia

 


Panorama de la Tradición Cabalística

Introducción

En el momento en que Israel se paró a los pies del Monte Sinaí, los cielos se abrieron y el espíritu de Di-s descendió de las alturas en medio de truenos y fuego deslumbrante. Al revelarse a Sí mismo a toda la comunidad de Israel, Di-s dejó al descubierto, en esencia, el núcleo oculto de la verdad cabalística, que hasta ese momento era el privilegio de unos pocos selectos.

De acuerdo con la tradición cabalística, el propósito de la Creación es brindarle a Di-s una "morada en los mundos inferiores", objetivo que se lleva a cabo canalizando la luz Divina dentro de "recipientes" progresivamente más densos del pensamiento, sentimientos y actos humanos, y de allí al resto de la realidad material.

La intención de la cabalá, de acercar los misterios de la Creación a la propia experiencia del hombre, se ha expresado quizás más radicalmente a través del pensamiento y la tradición jasídica.

El jasidismo trasladó el foco de la tradición mística, más allá del ámbito de los olamot ("mundos", la realidad de espacio y tiempo), hacia el sublime reino de las neshamot ("almas").

De aquí, que el Zohar se refiere a la cabalá como "el alma de la Torá", mientras que el jasidismo se define como "el alma del alma de la Torá".


Carta del Baal Shem Tov
Una carta de Rabi Israel 
Baal Shem Tov

a su cuñado, Rabi Guershon de Kitov

En Rosh Hashaná del año 5507 (1746 EC) realicé una elevación del alma por medio de una promesa, como tú ya sabes, y vi cosas maravillosas que nunca había visto antes. Es imposible describir con palabras lo que vi y aprendí, incluso cara a cara... Ascendí de nivel en nivel, hasta que entré a la cámara del Mashiaj, donde él estudia Torá con todos los Tanaim y tzadikim e incluso con los Siete Pastores (Abraham, Itzjak, Iacob, Moshé, Aarón, David y Shlomó)... Le pregunté al Mashiaj, "¿Cuándo va a venir, Maestro?" Y el contestó, "Con esto lo has de saber: Cuando tus enseñanzas se hagan públicas y reveladas en el mundo, y tus manantiales se derramen hacia afuera, hacia los extremos más alejados -los que te he enseñado y tu has comprehendido- e incluso ellos serán capaces de realizar unificaciones y elevaciones como tú; entonces van a dejar de existir todas las "cáscaras", y va a ser un tiempo de buena voluntad y salvación".

Me quedé sorprendido y con gran angustia, al pensar en todo el tiempo que falta para que esto ocurra, ¿cuándo podrá ser? Pero por lo que aprendí allí -tres potentes prácticas y tres Nombres Sagrados, sencillos de aprender y explicar- mi mente se calmó y pensé que es posible que a través de esto, hombres de mi naturaleza puedan ser capaces de llegar a niveles similares al mío... Pero no me fue permitido revelar esto en toda mi vida... Sin embargo esto sí puedo decirte, y quiera Di-s ayudarte: tu camino debe ser siempre en presencia de Di-s y debes ser siempre conciente del tiempo de tu plegaria y estudio. Que cada palabra de tus labios tiendan a la unidad, porque en cada letra hay Mundos, Almas y Divinidad, y ellos ascienden y se conectan y unifican uno con el otro; luego las letras se conectan y unifican para transformarse en palabras, y (entonces) se unifican en unión verdadera en la Divinidad. Llena tu alma con ellas en toda ocación. Entonces todos los Mundos se unifican y ascienden, para producir alegría y placer infinitamente grandes; comparándolos físicamente con la alegría del novio y la novia en miniatura, puedes entender cuánto más es en semejante excelso nivel. Seguramente Di-s va a ser tu ayuda, y donde quiera que te encuentres, vas a tener éxito y recibir gran recompensa.

"Da al sabio, y se volverá más sabio".

  • 19th of Adar II, 5779 marzo 26, 2019

Parasha de la Semana: Tzav

Letra del Mes

UNETE A NUESTRA LISTA DE EMAIL

Suscripción

Redención Ya y Sin Concesiones

A %d blogueros les gusta esto: