mar. Nov 12th, 2019

La División de los Dos Reinos

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

El Enfoque Cabalístico de las Ciencias Políticas

Parte 2


Ahora vamos a hablar de la historia de los dos reinos. Antes de la ruptura entre los dos reinos, hubo 3 generaciones de reyes: Shaúl, David y Shlomó. El hijo de Shlomó fue Rejavam, su siervo Ioravam ya se opuso Shlomó toda su vida, pero no pudo ganar contra Shlomó, por lo que huyó a Egipto. Cuando regresó lideró una revolución contra el nuevo rey, el hijo de Shlomó Rejavam.
Ioravam en realidad al principio ofreció hacer las paces con Rejavam, pero Rejavam cometió un grave error en la evaluación de la situación. Él escuchó a sus jóvenes asesores que le aconsejaron actuar con mano dura contra los rebeldes en lugar de oír a sus consejeros más antiguos, los sabios de la generación anterior.

¿Por qué la división entre los reinos ocurrió en Shjem?

La división entre los reinos del sur y del norte comenzó en Shjem, la primera capital del reino del Norte. La capital final del reino del Norte fue una ciudad llamada Shomrón (hoy en día es una zona, pero originalmente era una ciudad). Hay toda una enseñanza del Arizal sobre por qué Shjem tiene que ser el lugar donde se produce la separación.

En el Jumash, que cuando Iaakov envió a Iosef a Shjem para ver lo que estaban haciendo sus hermanos, Rashi dice que Shjem era un lugar preparado para la agitación (מָקֹום וּכָן 
לְפֻרְעָנוּת, makom ujan lepuranut).

En Shjem ocurrieron cosas negativas: primero, porque es donde Dina fue violada, en segundo lugar porque es donde Iosef fue vendido como esclavo (la causa inicial del exilio en Egipto), y finalmente, generaciones más tarde, porque era el lugar donde se dividieron los reinos. Estos tres eventos están relacionados.

Queremos resumir estos tres eventos. Lo primero (la violación) es indicativo de la asimilación (relacionado con los problemas judíos modernos), porque un no-judío violó a una muchacha judía y ella estaba tan avergonzada que se negó a salir de Shjem, incluso después de que fue puesta en libertad (hasta que Shimón, su hermano, le prometió que se casaría con ella). Este es el mayor problema del pueblo judío hoy. La segunda calamidad indica la animosidad y el odio entre los judíos.

Si nos fijamos en el orden de estos eventos, el primero es la violación, la segunda es la venta de Iosef, el odio de los hermanos hacia Iosef, y luego la manifestación última de todo esto es la división de los reinos. Curiosamente, cuando los reinos se dividieron, todas las tribus se fueron con Iosef, y el que no quería vender a Iosef, Iehudá se quedó solo. Esta era la imagen especular de la situación cuando Iosef fue vendido. Entonces fue Iehudá a quien todos los hermanos siguieron y Iosef se quedó solo. Suena como que Shjem es un muy mal lugar. En realidad no es así, es una ciudad muy importante y sagrada que Yaakov le prometió a Iosef como herencia adicional por sobre la de sus hermanos.

La escisión 

El profeta que había predicho la división de los reinos fue Ajiá Hashiloní, el Rebe de Eliahu el profeta. [El nombre del Ajiá en realidad significa «hermanar» (לאחות, leajot). Y así, eventualmente sería quien habría de unir a los dos reinos.] En su profecía sobre la división tomó la vestimenta de Ierovam y la rompió en 12 pedazos, le dio 10 a Ierovam y dijo que dos se quedarían en manos de Iehudá, en honor al rey David. Todo esto sucedió durante la vida del rey Shlomó, mientras Ierovam todavía era un sirviente en su casa.
La división en sí se produjo después de que fuera asesinado uno de los hombres de Rejavam, un recaudador de impuestos de nombre Adoram. El mismo Rejavam se vio obligado a huir en su carro de regreso a Ierushalaim. Rejavam reunió a 180.000 guerreros y quiso iniciar una guerra civil contra Ierovam y su reino del Norte recién fundado. Pero de la nada apareció un profeta desconocido, su nombre es Shmaaiá y se lo describe como «el hombre de Dios» (אישׁ 
הָאֱלֹקִי, ish haElokí).

Él le dice a la gente de Iehudá que no hagan la guerra en contra de sus hermanos, ya que esta división es lo que Dios quiere1 (כִּי מֵאִתִּי נִהְיָה הַדָּבָר הַזֶּה, “Porque de Mí fue esta cosa”). Por más que la división fue a causa del juicio errado por parte de Rejavam, en verdad todo fue ordenado divinamente, y debido a eso, no trates de reparar la situación, tiene que ser así.

Sorprendentemente, se dice que sus palabras eran tan poderosas e influyentes que todo el mundo le creyó y escuchó -esto es muy anormal en el Tanaj, porque la mayoría de las veces la gente no escucha a los profetas. Pero en este caso todo el mundo lo escucha y no se llegó a una guerra civil. Así, la gran guerra que habría estallado fue impedida por su profecía (hubo guerras más pequeñas que se libraron más adelante).

Hashem quiere que haya dos reinos separados durante un período determinado de la historia. También hoy, Él quiere que haya judíos religiosos y judíos seculares. Tiene una razón profunda para esto, quiere que exista este conflicto por alguna razón. El Mashiaj va a salir de este conflicto, si es que se resuelve de la manera adecuada, y los dos querubines se mirarán uno al otro, cada uno apreciando la mentalidad del otro. Para tener perfección e inter inclusión cada uno tiene que tener al otro en su interior.

1 Reyes 12:24

Anterior  |  Siguiente

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
  • 14th of Cheshvan, 5780 noviembre 12, 2019

UNETE A NUESTRA LISTA DE EMAIL

Suscripción

Recibe diariamente videos y meditaciones en tu celular

(envía un mensaje con tu número celular, nombre y país, y te agregaremos a nuestros grupos)
WhatsApp al +972 5239 13770
Telegram en https://t.me/galeinai

A difundir los manantiales del Jasidut

A %d blogueros les gusta esto: